Cómo asegurar la calidad del montaje de una fachada ventilada ULMA

Cómo asegurar la calidad del montaje de una fachada ventilada ULMA

Las fachadas ventiladas están consideradas una de las mejores soluciones de construcción para lograr un óptimo aislamiento térmico y acústico. Con las fachadas ventiladas ULMA, fabricadas con paneles de Stoneo, se consigue aún más valor añadido: incremento de la durabilidad o mayor resistencia a los impactos y la corrosión, entre otros beneficios. Pero para sacarle el máximo partido a estas ventajas es imprescindible realizar un montaje óptimo

Te explicamos qué tienes que hacer como arquitecto, promotor o proyectista para garantizar el nivel de calidad adecuado durante el proceso de instalación de nuestras fachadas.

Cuestiones imprescindibles para instalar una fachada ventilada ULMA con la máxima calidad

La primera y más importante condición para asegurar la calidad y durabilidad de nuestros productos es seguir estrictamente el proceso de montaje que se detalla en nuestro manual de instalación. Para ello es fundamental seguir las siguientes recomendaciones:

  • El personal que realiza el montaje de la fachada debe haber recibido la formación específica por parte de ULMA y disponer de la correspondiente homologación.
  • También es necesario que un técnico especializado en el montaje de este tipo de fachadas realice las visitas de chequeo necesarias durante las distintas fases del montaje. El objetivo de estas visitas es comprobar y asegurar que se estén respetando los parámetros de montaje definidos previamente, así como corregir posibles fallos.
  • Elegir los anclajes adecuados e instalarlos correctamente. 

Los anclajes son fundamentales en la estructura de una fachada ventilada, dado que una inadecuada elección de estos o una instalación deficiente puede reducir la durabilidad y eficiencia de la fachada e, incluso, provocar problemas de seguridad.

La importancia de los anclajes en el montaje de fachadas ventiladas 

Como fase previa al inicio de la obra, nuestros protocolos de instalación de fachadas ventiladas ULMA exigen la realización de un ensayo de extracción de anclajes sobre los muros de soporte, siguiendo las recomendaciones de la norma ETAG 020-B.

También seguimos las recomendaciones de dicha norma para elegir el tipo y geometría de los anclajes sobre los que quedarán fijados los paneles, teniendo en cuenta las características de los materiales empleados en el muro base, tanto de la fábrica de ladrillo, como el tipo de hormigón utilizado. 

En ULMA utilizamos siempre el mismo tipo de anclaje para cada tipo de muro base desde el inicio del montaje, una vez hemos comprobado, tras los ensayos pertinentes, que ofrece los resultados esperados en resistencia y seguridad. 

Malas prácticas más habituales en el montaje de una fachada ventilada

Las operaciones inadecuadas y malas prácticas más habituales durante la instalación de fachadas ventiladas suelen estar relacionadas con no seguir estrictamente las directrices del manual de instalación. Concretamente, los errores más habituales son: 

  • No respetar al atornillado en puntos fijos y colisos marcados por el manual de montaje.
  • Olvidos a la hora de atornillar los extremos de los perfiles secundarios sobre montantes.
  • No realizar todas las perforaciones marcadas por el manual en los perfiles secundarios para la evacuación del agua. 
  • Suelen dejarse sin colocar los bloqueos en las placas de esquina y junto a los huecos de fachada.

Estas incidencias pueden restar eficiencia a la instalación, motivo por el cual en ULMA siempre realizamos un seguimiento estrecho del montaje, chequeando todos y cada uno de los distintos puntos específicos de cada fase.

Un óptimo montaje elimina casi al completo el peligro de desprendimientos 

El desprendimiento de placas en una estructura de fachadas ventiladas es una incidencia no deseable por el peligro que conlleva a la integridad de las personas y los daños materiales que puede provocar.

Además, la reparación de un problema de este tipo es compleja y costosa: es necesario realizar un estudio para averiguar el motivo concreto del desprendimiento, obtener medidas del panel o paneles dañados, fabricar nuevos e instalarlos. Para ello es necesario usar grandes máquinas elevadoras articuladas, o bien equipos adecuados de trabajos verticales.

Contáctanos sin ningún compromiso aquí.

Para evitar estos desprendimientos, lo más efectivo es llevar un control continuo del montaje de las obras en curso y realizar una formación de calidad y continua del personal encargado de la instalación.

En ULMA apostamos por soluciones constructivas completas e integrales, que abarquen la totalidad del proceso, desde el estudio del proyecto al control y seguimiento del montaje. De esta forma, nos aseguramos de la eficacia, eficiencia, durabilidad y seguridad de nuestros productos, evitando incidencias y costosas reformas posteriores.

Catálogos

Dossier de fachadas ventiladas

Dossier de fachadas ventiladas

Descargar
Lookbook

Lookbook

Descargar

Tenemos una newsletter de ARQUITECTURA, que no es como las demás. Te lo contamos aquí:

¿De qué va la newsletter de arquitectura?